Inicio » Software » Imágenes » Blender, para diseñar en 3D

Blender, para diseñar en 3D

Blender, para diseñar en 3D

El mundo en el que vivimos es tridimensional. La representación de este mundo sobre un papel o sobre la pantalla de un ordenador, no es tarea fácil. La única forma de hacerlo es disponiendo de la aplicación adecuada. La que hoy volvemos a traer a portada, tras una actualización de la misma, se encuentra entre las mejores, sino es la mejor.

Blender es una suite de creación pensada para el diseño en 3D. Es de código abierto, totalmente gratuita, que se asienta en una licencia GNU. Funciona en los sistemas operativos más conocidos, Windows, Linux o Mac OS X, y no tiene nada que envidiar a otras aplicaciones comerciales, entre las que destaca Autodesk 3ds Max. Incluye herramientas para el modelado de objetos a partir de la división de su superficie en figuras poligonales. Entre los diferentes tipos de elementos 3D que pueden crearse están las mallas poligonales, las superficies NURBS, las curvas de bezier y B-spline, los metaballs, o las fuentes vectoriales.

¿Qué se puede hacer con Blender?

Pero no es solo eso, hay mucho más. Es capaz de esculpir figuras a partir de bitmaps 2D y 3D, producir animaciones, crear renderizados utilizando su motor interno de ray-tracing, y hacer todo lo que deben ofrecer los programas de este tipo. Todo ello sobre una interfaz altamente manejable, con diferentes ventanas muy fáciles de configurar. Permite la opción de deshacer en todos los niveles, o la utilización de todo tipo de fuentes de texto en diferentes idiomas. Una característica a destacar es la opción de utilizar scripts en lenguaje Python en el editor. Incluye una gran cantidad de temas que servirán de base para dar vida al mundo tridimensional que se va a crear.

Características

Entre las características a tener en cuenta en este programa, destacan las siguientes:

  • Representación fotorrealista: Blender cuenta ahora con un nuevo y potente motor de renderizado que utiliza unos ciclos determinados y que ofrece representaciones ultra-realistas.
  • Modelado Rápido: La amplia gama de herramientas de modelado que ofrece el programa permite crear, transformar y editar tus modelos en un corto periodo de tiempo.
  • Materiales realistas: Con el nuevo motor de renderizado de Blender las posibilidades de seleccionar los materiales a utilizar son infinitas.
  • Consecución de un personaje: La transformación de un modelo en un personaje nunca fue tan fácil.
  • Conjunto de herramientas de animación: Ya se trate de fotogramas clave simples o de ciclos complejos, Blender ayuda a los artistas a convertir sus personajes estáticos en atractivas animaciones.
  • Escultura: Experimenta con la capacidad de esculpir temas orgánicos utilizando el conjunto de características de escultura integrado en Blender.
  • Creación rápida de mallas: Capacidad de desenvolver fácilmente una malla dentro de Blender, así mismo el uso de texturas de imagen o de pintar tu propia malla directamente sobre el modelo.
  • Completo compositor: Blender viene con un potente compositor. Eso significa que no se necesita la exportación a programas de terceros, puedes hacerlo todo sin salir del programa.
  • Asombrosas simulaciones: Si necesitas montar el desmoronamiento de un edificio, la lluvia mojando el pavimento, el fuego consumiendo un edificio, el humo llenando un paisaje, un líquido contenido en un recipiente, una tela sobre una mesa o la total destrucción de una habitación, Blender te ofrece todo lo que necesitas.
  • Y mucho más…
  Free Video to JPG Converter, para extraer fotogramas de un vídeo

Acceso

No lo dudes, si tienes que realizar un proyecto en el que los mundos 3D son parte del mismo, recurre a Blender. Si eres aficionado al diseño y quieres trabajar con una potente herramienta, utiliza Blender. Para conseguir la aplicación accede a Blender.

Artículos relacionados

Acerca de fabriciano

Amante de la informática y de Internet entre otras muchas pasiones. Leo, descifro, interpreto, combino y escribo. Lo hago para seguir viviendo y disfrutando. Trato de dominar el tiempo para que no me esclavice.