Inicio » Varios » El Tema » Cuando lo único que importa es el dinero

Cuando lo único que importa es el dinero

Mienten, traicionan, insultan, gritan, se crispan, llenan el aire de improperios. Faltan al respeto, se degradan, avivan la tensión. Se contradicen, argumentan sin argumentos, son incoherentes, destruyen… No les importa el mañana, sólo el presente, el instante que están viviendo. A veces, algunos, sólo algunos, se arrepienten de lo que han dicho el día anterior y, armándose de valor, piden disculpas.

Se sientan en una silla y, bajo la luz intensa de los focos, responden a las preguntas que les formulan, con desfachatez y descaro. Inventan historias, pierden la compostura, caldean el ambiente, destruyen su dignidad (si aún les queda), mienten… No respetan el turno de palabra. No escuchan lo que dicen, en ocasiones argumentan, los otros, su ego se lo impide.

  ¿Gastar o ahorrar?

Cuando lo único que importa es el dinero

Todo porque se ha descubierto que la gente se entretiene conociendo las miserias de los demás. Porque lo importante es la audiencia. Lo único que interesa es el share. Hay que ganar a la competencia. No importan los medios empleados para conseguirlo, sólo hay que mantener la audiencia. El malestar flota en el aire y contamina el ambiente.

Hemos caído todos muy bajo. Los espectadores, porque estamos alimentando, con nuestra presencia delante del televisor, una oferta rácana y degradante. Los actores eventuales, rebajándose a los más bajos niveles de irracionalidad, en donde la propia estima se diluye para dejar paso a un exacerbado materialismo. Los productores y directores, para hacer rentable su negocio. ¡Lo único que importa es el dinero!

Artículos relacionados

Acerca de fabriciano

Amante de la informática y de Internet entre otras muchas pasiones. Leo, descifro, interpreto, combino y escribo. Lo hago para seguir viviendo y disfrutando. Trato de dominar el tiempo para que no me esclavice.