Sociedad

Terminar con la basura en el mar con el Seabin Project

No es fácil, diríamos que imposible si no se toman medidas tajantes. Nos referimos a conseguir que no se tiren desperdicios no degradables que lleguen al mar. A continuación hablamos de un proyecto que puede contribuir a dicha eliminación.

Terminar con la basura en el mar con el Seabin Project

A pesar de todas las advertencias y recomendaciones son muchas las personas que siguen tirando bolsas y botellas de plástico, bandejas de poliestireno, o colillas, entre otros materiales no biodegradables, en lugares próximos a la costa, en playas y aledaños. Vemos esos restos flotando en el mar, provocando una degradación sin retorno.

La mayoría de gobiernos no se preocupan de este desastre, no toman medidas para evitar los vertidos. Aunque hay personas que se dedican a recoger parte de esa basura (la que tiran con descaro los irresponsables) y depositarla en papeleras y contenedores, no es suficiente, porque este grupo de personas es minoría. Son más los inconscientes que los responsables, son más los que no miran al futuro que los que velan por nuestro porvenir y, sobre todo, el de nuestros hijos y nietos.

Seabin Project es un proyecto australiano que trata de arbitrar medidas para evitar la hecatombe. Para ello propone colocar cubos de basura flotante en puertos deportivos, muelles, clubes náuticos y puertos comerciales. Los cubos se ocupan de filtrar el agua que los llena y recoger los microplásticos que están flotando, así como aceites y otros contaminantes, dejándolos acumulados en los recipientes.

Los Seabin, así se denominan estos cubos, se mueven hacia arriba y hacia abajo en los lugares en los que se encuentran. El agua aspirada en la superficie pasa a través de una bolsa que se dedica a retener los desechos. Cada cubo es capaz de procesar veinticinco mil litros de agua por hora, que, tras la retención de la basura, es devuelta de nuevo al mar. Todos los residuos tendrán que ser eliminados posteriormente.

Según indican en su sitio web, la misión de los responsables del proyecto es eliminar la contaminación de los océanos. Su fin es claro, si los seres humanos no somos capaces de depositar los desperdicios en los depósitos destinados a tal fin, habrá que recurrir a utensilios que persiguen un fin necesario: salvar al mar de la contaminación.

Etiquetas

Contenidos Relacionados

fabriciano

Amante de la informática y de Internet entre otras muchas pasiones. Leo, descifro, interpreto, combino y escribo. Lo hago para seguir viviendo y disfrutando. Trato de dominar el tiempo para que no me esclavice.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *