CuriosidadesHumor

El largo camino de un matrimonio

Siempre nos consideran los culpables de todo. No podemos vivir sin ellas (presupongo que a ellas les pasa lo mismo), pero a pesar de todo no somos capaces de entenderlas (opino que el problema es mutuo). Pero ellas y nosotros seguimos ahí, en la brecha, aguantándonos, sufriendo y haciendo sufrir, llorando y riendo, disfrutando en suma.

Matrimonio

Acabo de recibir el siguiente relato (¿será verdad lo que dice?) en mi buzón de correo electrónico, y no me he resistido a compartirlo con vosotras y con vosotros, es una fehaciente muestra de la realidad cruda y dura. Que nadie se atreva a decir que los hombres no sabemos ceder…

Marido y mujer acuden al psicólogo tras 20 años de matrimonio. Cuando el experto les pregunta cuál es el problema, la mujer saca una lista larga y detallada de todos los males que ha sufrido durante los veinte años de matrimonio: poca atención, falta de intimidad, vacío, soledad, no sentirse amada, no sentirse deseada…

La lista es interminable. Finalmente, el terapeuta se levanta, se acerca a la mujer, le pide que pare y la abraza, la besa apasionadamente y le echa un «KIKI» (con perdón) de antología mientras el marido los observa con una ceja más alta que la otra. La mujer se queda muda y se sienta en la silla medio aturdida.

El terapeuta, o sea, el psicólogo, se dirige al marido y le dice: «Esto es lo que su esposa necesita al menos tres veces por semana. ¿Puede usted hacerlo?»

El marido lo medita un instante y responde:

– Bueno, la puedo traer los lunes y los miércoles, pero los viernes tengo fútbol.

Fabriciano González

Amante de la informática y de Internet entre otras muchas pasiones. Leo, descifro, interpreto, combino y escribo. Lo hago para seguir viviendo y disfrutando. Trato de dominar el tiempo para que no me esclavice.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.