El Tema

¿Qué tipo de coche comprar?

¿Qué tipo de coche comprar?

Algunas veces es algo abrumador tener que tomar la decisión de qué tipo de coche es mejor comprar, ya que cada empresa, cada marca nos ofrece diversas posibilidades y tener que escoger la mejor calidad, se convierte en un proceso un poco estresante. Y no es para menos, ya que se trata de una decisión muy importante. Una observación o consejo que nos puede ayudar a hacer una buena elección es saber cómo funciona el tipo de carburante que vamos a utilizar dependiendo del tipo de motor del vehículo que escojamos.

¿Qué tipos de carburantes y motores existen?

  1. Gasolina: se trata de un combustible tradicional y muy conocido por todos. Este carburante alimenta un motor de combustión interna que hace que nuestro coche tenga el impulso y la energía para moverse. En este caso es muy accesible encontrar dónde llenar el tanque, también cabe recalcar que las averías que este tipo de motor presenta son más baratas a la hora de una reparación y también que su precio suele ser más accesible en comparación a otros.
  2. Diesel: es más contaminante que la gasolina, por eso sus restricciones ambientales son mayores. A día de hoy el precio de este combustible es muy similar al de la gasolina, las consecuencias de la guerra han desatado una subida de precios de estos carburantes que baten un récord histórico. Las averías que este tipo de motor presenta son muy costosas y el precio de venta de estos coches suele ser elevado, ya que son más complejos. También un dato importante es que estadísticamente las pólizas de seguro a todo riesgo de los vehículos diésel son significativamente más elevadas que sus versiones de gasolina. Aquí puedes informarte de toda la variedad de seguros Arpem a tu alcance.
  3. Eléctrico: hoy por hoy un coche 100% eléctrico es una gran opción para circular por las ciudades y núcleos urbanos. Las marcas han apostado mucho por este tipo de coches, sin embargo, estos coches tienen ciertas limitaciones, y es que su batería es su principal hándicap, así que no podemos hacernos ilusiones y es necesario saber que muy raras veces va a coincidir el uso real con lo que dice el fabricante. Su precio de venta suele ser elevado, pero lo que se quiere es que se acabe compensando con el ahorro de combustible y por lo tanto menos contaminación en el mundo.
  4. Híbrido: este tipo de coches tratan de combinar lo mejor de ambos mundos, ofreciendo un vehículo respetuoso con el medio ambiente, de bajo consumo y versátil, para que se pueda hacer con él largos trayectos. El precio de estos es más alto que el de uno tradicional, ya que al tener dos motores, las averías son bastante caras de reparar.
  5. Gas licuado (GLP): Lo que tenemos que saber sobre el gas licuado es que tiene una función similar a la gasolina. Un coche de gas licuado es más respetuoso con el medio ambiente y puede ser un poco más económico que el de gasolina.
  6. Gas natural (GN): Quizás una alternativa no muy popular, se trata de motores normalmente de gasolina, que cuentan con un depósito alternativo para gas natural. Este combustible es el único que se encuentra en forma gaseosa, el coche no pierde nada de su rendimiento por usar este combustible. Junto a los coches de gas licuado, son considerados coches ECO en las ciudades grandes.

Casi antes de seleccionar el modelo, tenemos que saber que seguro elegiremos. 

Cuando llega el momento tan importante y esperado de comprar un coche nuevo, es claramente imprescindible saber con que seguro va a salir del concesionario. No queda otra opción, el coche tiene que salir con la póliza de seguro en la guantera. 

Entonces, ¿Qué coberturas contratamos? ¿Elegimos un seguro a todo riesgo o uno con franquicia? Son tantas las preguntas que podemos tener que olvidamos que el objetivo fundamental de un seguro es protegernos de daños importantes en el vehículo, sucesos que puedan poner en riesgo nuestra vida o la de otras personas.

Algunas aseguradoras durante el primer año de contratación de un seguro a todo riesgo, dan al tomador el valor de nuevo. En otras palabras, esto significa que en caso de siniestro, pagan al asegurado la cantidad exacta que le supondría comprar el mismo coche.

¿El valor del seguro de coche depende de la potencia del mismo?

Si lo que quieres es comprar un coche que alcance velocidades elevadas, tienes que tener presente que contratar un seguro para este tipo de coches es, por lo general, mucho más caro. Ya que estos vehículos y la velocidad a la que corren están asociados con un índice prominente de siniestralidad en las carreteras. 

También tienes que tomar en cuenta tu perfil como conductor, ya que si eres un conductor experimentado y con muchos años de tener el carnet de conducir, en la mayoría de los casos tendrás la posibilidad de negociar mejores precios y coberturas, pero si al contrario eres joven y tu experiencia es casi nula tendrás más complicaciones y muy pocas opciones disponibles a tu favor. 

Para informarte más sobre este tema puedes entrar a este link:

¿Una multa por exceso de velocidad puede afectar a mi seguro?

Todos tenemos un historial de manejo y, efectivamente, las multas por exceso de velocidad forman parte del mismo. Las compañías de seguros pueden consultarlo y utilizar esta información para ayudar a determinar nuestro riesgo de sufrir un accidente. Entonces la captación por parte de la aseguradora de que se tiene mayor riesgo de sufrir un accidente debido a infracciones de tráfico en el historial de manejo, generalmente afecta al precio del seguro.

Fabriciano González

Amante de la informática y de Internet entre otras muchas pasiones. Leo, descifro, interpreto, combino y escribo. Lo hago para seguir viviendo y disfrutando. Trato de dominar el tiempo para que no me esclavice.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.