Otros

La revolución de los Smartphones: El mundo en las aplicaciones del móvil

El mundo sigue evolucionando con la tecnología y la digitalización. Y a medida que esto ocurre, la sociedad y las actividades cotidianas también se transforman. Un ejemplo de ello es lo que está pasando en el gigante asiático. China, con 1.3 mil de millones de habitantes, tenía en el 2017 más de 772 millones de internautas, de los cuales cerca del 95% se conectaba por medio de su teléfono inteligente. Esto no es realmente de asombrar, ya que para nadie es un secreto que los móviles se han posicionado como un elemento fundamental en la cultura actual. De hecho muchas personas prefieren andar desnudas antes que no tener el teléfono a su lado. Sin embargo, lo que es novedoso, es que en China, que fue la cultura que invento el papel moneda o billetes como los conocemos hoy, es también uno de los primeros países en los que está desapareciendo el efectivo progresivamente. Esto se debe precisamente al uso de teléfonos móviles.

La importancia de los teléfonos celulares en China

China es una sociedad comunista, con un alto grado de censura en cuanto a Internet se trata. Sin embargo, este aspecto en vez de rezagarlos tecnológicamente ha tenido otro impacto. Puesto que esta política protege las empresas nacionales. Es así como China cuenta con titanes tecnológicos como Baidu, Alibaba y Tencent. Este último desarrolló una de las aplicaciones más famosas en China, WeChat, que cuenta con más de 400 millones de usuarios. Esta aplicación básicamente es un WhatsApp, solo que además de prestar servicios de mensajería cuenta con otros atributos, como muros, al estilo Facebook, o un buscador de personas, que no solo sirve para unir personas, sino que WeChat incluso permite pedir el divorcio. También incluye servicios de taxi como Uber, e incluso monedero digital.

Buy

Esta última característica, además de permitir a los usuarios hacer envíos entre ellos al estilo PayPal, también genera un código QR por persona. Y esta es una de las características que está diferenciando a China hoy por hoy. Prácticamente todo se paga con el celular y no con efectivo o tarjetas. Solo basta con imprimir el código y con él se puede pagar hasta en establecimientos pequeños. El proveedor solo tiene que contar con su respectivo QR también. Incluso existen negocios que solamente reciben pagos por este medio. Es el caso de Luckin Coffee, la StartUp que está rivalizando con Starbucks en China. Esta cafetería, además se diferencia porque en contraste con Starbucks, no cuenta realmente con muchas sucursales físicas de atención al público, sino que envían los pedidos a domicilio desde cientos de cocinas que tienen alrededor del país. Este tipo de negocios son uno de los tantos ejemplos de cómo la economía, la sociedad e incluso la forma de tomar café, can cambiando con la tecnología.

El uso de los móviles en la cultura occidental

En occidente el escenario no es muy diferente. Aunque no tenemos súper aplicaciones que hagan todo, si contamos con centenares de aplicaciones que desde nuestro móvil, facilitan la vida. Es posible hacer cosas que hace 30 años atrás serían impensables, con solo desplazarnos por el teclado de nuestro teléfono. Se estima que los propietarios de teléfonos móviles son alrededor de 4.8 miles de millones de personas, lo que representa cerca del 67% de la población total. Incluso como hemos mencionado antes, los Smartphones se han vuelto parte de la identidad de las personas. Existen teléfonos con características tan extravagantes en el mercado, que están fabricados únicamente para levantar el ego de las personas.

El mercado y las compañías también son conscientes de las ventajas que una aplicación móvil da a los productos o servicios que ofrecen. Desde crear un canal de mercadeo que genere valor para los clientes, hasta construir una marca. De hecho, las estadísticas dicen que 84% de los usuarios de teléfonos inteligentes revisan una aplicación en su teléfono, como primera actividad del día, incluso antes de ir al baño. Dentro de las aplicaciones más usadas están las redes sociales y el entretenimiento digital, en donde incluso empresas tradicionales han lanzado plataformas móviles, como HBO Go, que permite ver sus series y películas desde la pantalla de nuestro teléfono móvil. Jugar en línea, también es mucho más sencillo y empresas como Betway Casino ya ofrecen versiones móviles de tragaperras, juegos de ruleta o incluso de blackjack online. Existen también aplicaciones más especificas en el mercado como Endomondo, para monitorear una serie de factores mientras nos ejercitamos, o la famosa Shazam, para encontrar el nombre de esa melodía que no sale de nuestra cabeza.

Navigation

Por su parte, existen multitud de aplicaciones para mejorar la productividad como CamScanner que permite digitalizar documentos desde la cámara del teléfono, o Waze, ideal para conocer los detalles del tráfico, alimentada por la misma comunidad de usuarios. En general, los internautas, ven como aplicaciones indispensables las de las entidades financieras, porque realizar transacciones desde el teléfono se ha vuelto casi imprescindible. Grandes empresas financieras, como JP Morgan incluso van más allá, ofreciendo una app para invertir directamente desde el móvil. Las compañías de transporte también aprovechan la tecnología móvil, permitiendo que a través de apps revisemos la conexión de trenes, hasta para hacer el check-in en el aeropuerto. Son todas actividades cotidianas, que los mismos usuarios han vuelto indispensables en la era digital.

En conclusión, el uso de un teléfono móvil se ha vuelto esencial en las sociedades modernas. Desde China hasta Estados Unidos, pasando por Europa, donde en España hay más de 37 mil millones de usuarios móviles. Estas herramientas, facilitan la vida y generan una cantidad extraordinaria de nuevas experiencias al alcance de nuestra mano. Sin embargo, hay que ser consiente que este universo también ha traído consigo algunas consecuencias indeseables. Pero aun así, con suficiente autocontrol y razonamiento crítico, son instrumentos creados para estar a nuestra disposición.

Etiquetas

fabriciano

Amante de la informática y de Internet entre otras muchas pasiones. Leo, descifro, interpreto, combino y escribo. Lo hago para seguir viviendo y disfrutando. Trato de dominar el tiempo para que no me esclavice.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *