El Tema

Las conexiones Wi-Fi no son tan perjudiciales para nuestra salud

Existe la creencia generalizada de que las conexiones Wi-Fi son perjudiciales para la salud. Pero al parecer no es así. De ello hablamos a continuación.

Las conexiones Wi-Fi no son tan perjudiciales para nuestra salud

Sabemos, lo estamos viendo día sí y día no, que el alarmismo impera en la sociedad actual. Son muchas las personas que se entretienen hablando de temas en los que la negatividad marca el antes y el después. Internet, posee muchas cosas buenas y también algunas malas. Existen unos cuantos medios que se nutren de noticias que hablan de todo lo que es malo, sin acompañar sus afirmaciones con hechos que las hagan fiables.

Sobre las redes Wi-Fi

En esta línea se encuentran los que llevan mucho tiempo diciendo que las redes Wi-Fi son perjudiciales para la salud, que afectan a los humanos ocasionándoles efectos irreversibles. Pero, por lo que hemos visto, tras leer los resultados de un estudio publicado en Education Next, y realizado por Kenneth R. Foster, profesor emérito de bioingeniería en la Universidad de Pennsylvania, las señales de radiofrecuencia (RF) producidas por las redes Wi-Fi son mucho menos nocivas que las pautas de seguridad establecidas para las radiofrecuencias.

La exposición a las señales de radiofrecuencia de la Wi-Fi es mucho más débil que las que llevamos tiempo soportando, relacionadas con otros medios y sistemas. Es un error frecuente que las ondas que generan las Wi-Fi son similares a las producidas por los rayos X, lo que es totalmente falso.

Emisiones de baja frecuencia

La frecuencia de las conexiones Wi-Fi es más baja que las que llegan a nuestros dispositivos móviles por medio de las líneas 4G. Así, por ejemplo, si hay varias personas conectadas a una red Wi-Fi en un local cerrado, las radiaciones emitidas son más bajas que las que genera un solo móvil con conexión 4G.

Conclusión

Esto es lo que nos dice Kenneth R. Foster al respecto en el citado artículo: “Si bien la cultura digital ha traído grandes beneficios, ciertamente también ha tenido consecuencias negativas, como la pérdida de privacidad, la piratería perjudicial y los daños a los niños por el mal uso de los teléfonos celulares. ¿Pero debemos preocuparnos por los riesgos para la salud de la exposición ambiental a la energía de radiofrecuencia? La evidencia que hemos acumulado hasta ahora sugeriría que no. Las agencias nacionales de salud han llegado a la conclusión creíble de que no se han demostrado efectos adversos para la salud en las exposiciones a radiofrecuencias que se encuentran dentro de las pautas de seguridad establecidas, y que las exposiciones a Wi-Fi están muy por debajo de esos límites“.

Etiquetas

fabriciano

Amante de la informática y de Internet entre otras muchas pasiones. Leo, descifro, interpreto, combino y escribo. Lo hago para seguir viviendo y disfrutando. Trato de dominar el tiempo para que no me esclavice.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba