Ciencia y tecnología

La terapia con ketamina ayuda a luchar contra la depresión

Un nuevo estudio se centra en la utilización de una sustancia destinada a tratar la depresión y los pensamientos suicidas. Aún habrá que esperar para comprobar si el uso de la ketamina ofrece una notable incidencia en el tratamiento de estos males.

La terapia con ketamina ayuda a luchar contra la depresión

Un estudio realizado en la Universidad de Exeter, en el Reino Unido, realizó un análisis de 83 artículos de investigación relacionados con la depresión. En los resultados se descubrió la incidencia de la ketamina para tratar tanto la depresión mayor como la depresión bipolar.

Los síntomas, tras tomar este producto, se redujeron rápidamente, entre una a cuatro horas después de un solo tratamiento y duraron hasta dos semanas. Alguna evidencia sugirió que el tratamiento repetido puede prolongar los efectos, sin embargo, se necesita una investigación de alta calidad para determinar durante cuánto tiempo actúa el tratamiento.

El uso de ketamina

De manera similar, dosis únicas o múltiples de ketamina dieron como resultado reducciones de moderadas a grandes en los pensamientos suicidas. Esta mejora se observó tan pronto como cuatro horas después del tratamiento con ketamina y duró un promedio de tres días y hasta una semana.

Merve Mollaahmetoglu, director del estudio, dijo lo siguiente: «Nuestra investigación es la revisión más completa del creciente cuerpo de evidencia sobre los efectos terapéuticos de la ketamina hasta la fecha. Nuestros hallazgos sugieren que la ketamina puede ser útil para proporcionar un alivio rápido de la depresión y los pensamientos suicidas, creando una ventana de oportunidad para que las intervenciones terapéuticas adicionales sean efectivas. Es importante señalar que esta revisión examinó la administración de ketamina en entornos clínicos cuidadosamente controlados donde los riesgos de la ketamina se pueden controlar de forma segura«.

A tener en cuenta

Para otros trastornos psiquiátricos, incluidos los trastornos de ansiedad, los trastornos por estrés postraumático y los trastornos obsesivo-compulsivos, existe evidencia preliminar que sugiere el beneficio potencial del tratamiento con ketamina. Además, para las personas con trastornos por uso de determinadas sustancias, el tratamiento con ketamina condujo a reducciones a corto plazo en los síntomas de ansiedad, consumo y abstinencia.

Los efectos de la ketamina sobre los síntomas depresivos y los pensamientos suicidas están respaldados por numerosas revisiones sistemáticas y metanálisis, que brindan una descripción general exhaustiva de la investigación en un tema determinado. Se considera que éstos tienen la mayor fuerza de evidencia en comparación con otros tipos de estudios, lo que aumenta la confianza en la evidencia de los efectos antidepresivos y anti suicidas de la ketamina.

Lo que sí está claro es que, el uso de la ketamina para otros trastornos psiquiátricos, no están aún claros. Habrá que seguir investigando. Habrá que solucionar algunos problemas surgidos en el estudio para llegar a resultados más precisos. La profesora Celia Morgan, ha dicho al respecto:

Estamos descubriendo que la ketamina puede tener beneficios prometedores para afecciones que son notoriamente difíciles de tratar en la clínica. Ahora necesitamos ensayos más grandes y mejor diseñados para probar estos beneficios. Por ejemplo, debido a los efectos subjetivos únicos de la ketamina, los participantes pueden saber si se les administró ketamina o una solución salina como placebo, lo que podría generar una expectativa sobre los efectos del fármaco. Este efecto puede controlarse mejor mediante ensayos activos controlados con placebo«.

Conclusión

Existen varias preguntas sin respuesta en la investigación, incluida la dosis óptima, la vía de administración y el número de dosis de tratamiento con ketamina. Así mismo hay que estudiar la relación que guardarán entre sí el tratamiento con ketamina y la psicoterapia. Habrá que esperar.

Fuente: British Journal of Psychiatry Open

Fabriciano González

Amante de la informática y de Internet entre otras muchas pasiones. Leo, descifro, interpreto, combino y escribo. Lo hago para seguir viviendo y disfrutando. Trato de dominar el tiempo para que no me esclavice.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.